Enjuague de zarzamora

La zarzamora, esa planta que se encuentra con facilidad en las orillas de los ríos, es una solución natural para las heridas bucales, llagas y boqueras causadas por candida u otros hongos.

Pero no van a ser los sabrosos frutos los que utilicemos para este remedio, están demasiado sabrosos para tenerlos en la boca y no comérnoslos... no, la razón principal es que los frutos solo se encuentran en verano, en cambio, las hojas se encuentran siempre. Por eso utilizaremos las hojas de la zarzamora.

Ingredientes

10 o 15 g de hojas y tallos de zarzamora
½ l de agua
Unas gotas de limón
Una pizca de bicarbonato

Preparación
Tras limpiar la zarzamora, la introducimos en el agua hirviendo, tapamos el recipiente y la dejamos reposar 10 minutos, a modo de infusión. Pasado ese tiempo, la colamos en un vaso y le añadimos el limón y el bicarbonato.

Uso
Cuando esté lo suficientemente tibio para poder retenerlo en la boca, debemos enjuagarnos con él dos veces al día. En pocos días se nota la mejora.

No hay comentarios:

Publicar un comentario