El limón para boqueras, llagas y herpes labial.

La sabiduría popular tiene un dicho muy conocido que dice así: Si pica, es que cura. Por eso, el limón se puede utilizar como un muy buen remedio casero y natural para curar problemas externos de la piel como las boqueras o llagas en la boca e incluso las fiebres que aparecen por la boca.

El limón posee propiedades bactericidas y antisépticas. Aplicado externamente facilita la cicatrización de las heridas. En el momento en el que empiecen a aparecer las boqueras, aplicar una rodaja de limón justo encima.

También puedes exprimir un limón y mojar una gasa desinfectada para ir aplicándote el limón en el punto exacto.

Si quieres ver las propiedades del limón, pincha AQUÍ.